Küche ha abierto sus puertas, un nuevo restaurante que reúne los requisitos necesarios para convertirse en una referencia en el ocio de la capital, situado en un maravilloso enclave histórico en la calle de la Princesa 18, en las antiguas caballerizas del Palacio de Liria y a escasos metros de la Gran Vía, una de las arterias de Madrid. Gastronomía, buen ambiente, servicio exquisito y ocio son los ingredientes principales con los que cuenta este nuevo espacio.

Küche es un ambicioso proyecto que consta de un restaurante con una propuesta gastronómica de calidad basada en la cocina vasca con toques mediterráneos. Raciones de picoteo, ensaladas, carnes o mariscos son los platos más destacados de Küche. El solomillo con txapella de foie, la ensaladilla negra con langostinos y mahonesa de tinta de sepia, las zamburiñas braseadas con emulsión de cítricos o los rollitos crujientes de txangurro y chipirones en su tinta, son algunas de las posibilidades que ofrece la carta del restaurante. Los amantes de los dulces no pueden dejar de probar el coulant de chocolate con helado de shiso, el puding caseroo el carparccio de fruta con espuma de helado. Todo ello acompañado de una amplia carta de vinos, cavas o champagne, con más de 80 referencias.

1B

El precio medio por comensal es de 40–45 € y la cocina abre ininterrumpidamente desde las 12:00 del mediodía hasta la 1:00 de la madrugada. Además, las noches de los jueves, viernes y sábado a partir de las 22:00 horas un dj ameniza la velada con la mejor música en directo,  por lo que Küche en una parada obligatoria para comenzar la noche con una cena y disfrutar de la primera copa o un cóctel en un ambiente inmejorable.

El nuevo espacio gastronómico es un proyecto del empresario hostelero Rober Serra. La ubicación, la calidad en el servicio y la restauración, unido a una acogedora decoración hacen de Küche un local dirigido al público local como al internacional, lo que le dará un aire cosmopolita y le convertirán en una de las opciones imprescindibles del ocio de Madrid.